“Muchas empresas usan el análisis de datos para ver cómo se comportan sus clientes”

Es, para muchos, la profesión del futuro. Por eso, la Universidad de Deusto ha decidido lanzar en su campus de Donostia un nuevo posgrado para formar a expertos en análisis de datos.

Sábado, 14 de Febrero de 2015 – Actualizado a las 06:09h

Miren Gutierrez, directora del posgrado, posa en el campus donostiarra de la Universidad de Deusto.

 

“Para inscribirse, o saber más, se puede entrar en la web www.data.deusto.es”

¿Qué es el análisis de datos?

Esta es una pregunta difícil porque análisis de datos puede querer decir muchas cosas. En general, se entiende como un proceso para examinar, limpiar, estandarizar y modificar datos con el fin de poder resaltar información relevante y útil. Incluye también el digerir dicha información, y sacar conclusiones, correlaciones y comparaciones. Estos procesos se pueden utilizar para tomar decisiones, por ejemplo, en una empresa. Está ocurriendo que muchas de ellas se están apoyando cada vez más en el análisis de datos para ver cómo se comportan sus clientes. El gigante Wal-Mart descubrió así que vendía masivamente pop-tarts después de un desastre, como un huracán. Otros están tratando de desarrollar aplicaciones que, interpretando sentimientos en Twitter, puedan predecir los movimientos de las Bolsas. En periodismo se usa para extraer historias enterradas en datos, que de otra forma no se verían. El análisis de datos tiene variados aspectos y orientaciones, comprende diversas técnicas con una diversidad de nombres, en negocios, la investigación, y las ciencias sociales.

¿En qué consiste este nuevo posgrado en Análisis, Investigación y Comunicación de Datos que ofrece la Universidad de Deusto en Donostia?

En Deusto, hemos visto el nicho de los datos como una oportunidad de posicionarnos en una profesión que, según vaticinan muchos, es la profesión del futuro, y todavía no hay mucha oferta de formación. Sin embargo, según el centro de investigación tecnológica Gartner, en 2015 van a ser necesarios globalmente 4,4 millones de personas formadas en el campo del análisis de datos y su explotación. Roberto Rigobon, profesor del Centro Sloan de Administración de Empresas del MIT, dice que no existe una carrera universitaria de análisis de datos todavía y que quien se dedique a esto tiene que saber un poco de ingeniería, derecho, sociología, psicología, economía, y yo añadiría de periodismo y de comunicación, porque luego ese análisis hay que saber transmitirlo se trabaje en el ámbito que se trabaje. Por eso, hemos querido que sea muy multidisciplinar e innovador. En vez de preguntarnos qué puede ofrecer tal o cual facultad, hemos pensando qué necesitaría un profesional para moverse en este nuevo sector, y hemos ido a buscar a los y las mejores en varias facultades y de varias disciplinas, tanto dentro de la universidad como fuera.

¿A quién va dirigido?

A cualquier que tenga algo que ver con la transmisión de datos, ya sea para consumo interno como para hacerlos públicos. Es decir, cualquier titulado o titulada superior, así como profesiones de la comunicación, la administración pública, el sector privado, las ONG o centros de investigación y think tanks que deseen explotar las oportunidades que ofrecen los datos y los instrumentos que existen para analizarlos y comunicarlos.

¿Qué salidas profesionales tiene?

En Deusto pensamos que en el futuro muchas empresas, organizaciones y entidades tendrán analistas trabajando codo a codo con el resto. Las capacidades para discriminar, tratar, interpretar y comunicar datos son clave y tienen ya cabida en medios de comunicación, gabinetes de prensa, administraciones públicas, unidades de análisis de datos en empresas, centros de investigación y think tanks, organizaciones no gubernamentales, centros tecnológicos, consultorías estratégicas, centros de innovación y organizaciones para la promoción social.

Explique cómo se organiza el curso: las asignaturas, el método de estudio, las clases, etc.

Las clases se han adaptado totalmente a las exigencias de profesionales que deben compaginar el trabajo con el estudio y la preparación, en régimen de viernes tarde y sábado mañana. Los y las participantes no van a clase a obtener conocimientos sólo, sino a debatirlos y ponerlos a prueba en la práctica. Las asignaturas incluyen periodismo de datos, transparencia y derecho a saber, marco legal, ético y conceptual del análisis de datos, modelos de negocio, innovación y aprendizaje, herramientas para el análisis, investigación, comunicación y visualización de datos. Otro de los atractivos del Programa es nuestra alianza con el MediaLab-Prado, un centro de referencia para la cultura del dato, de quien tomamos la metodología para realizar el proyecto que cada participante desarrollará con ayuda de nuestros profesores y profesoras. Los y las participantes podrán traer un proyecto de sus empresas u organizaciones debajo del brazo para poder desarrollarlo durante el curso, y éste se presentará en el marco del MediaLab-Prado.

¿Quién imparte el posgrado?

Entre los profesores y profesoras tenemos a varios doctores del prestigioso instituto de tecnología DeustoTech, y expertos y expertas en derecho de las tecnologías de la comunicación, contenidos digitales, transparencia y open data, periodismo, análisis y visualización de datos, etc. Hemos reunido a personas de la talla de Mar Cabra, del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (que ha coordinado la investigación de la Lista Falciani); Alberto Cairo, ganador de prestigiosos premios de visualización de datos y actualmente en la Universidad de Miami; Alberto Ortiz de Zarate, conocido experto en open data; Nagore de los Ríos, otra experta de referencia en asuntos de transparencia, por citar a unos cuantos.

¿Cómo surgió la idea de crear un posgrado como este?

Surgió de una reflexión para adaptarse a los tiempos que corren y para ofrecer programas que brinden una preparación para el futuro desde la base de la reputación y el trabajo realizado hasta la fecha por la universidad de Deusto.

¿Cómo cree que puede beneficiar a un profesional realizar este posgrado?

Además de las habilidades que adquirirán, de las que he hablado antes, podrá también formar parte de una red de personas (en nuestro entorno, pioneras) que trabajan con datos, tanto los y las docentes como compañeros y compañeras de clase. Asimismo, como he apuntado antes, animamos a los y las participantes a que se acerquen con un proyecto debajo del brazo. Durante tres meses, tendrán la oportunidad de apoyarse en expertos y expertas que les podrán ayudar a ponerlo en pie.

¿Qué hay que hacer para inscribirse? ¿Cómo es el proceso de admisión?

Estamos ya sobre las fechas, pero es muy sencillo. Simplemente hay que o bien entrar en la web del programa (www.data.deusto.es) y solicitar la admisión o bien directamente llamarme a mí o a la Secretaría del Programa, cuya información también está incluida en la página web.

Equipo docente de Programa Experto en Datos de Deusto

El equipo docente del Programa Experto está integrado por destacados/as profesores/as pertenecientes a universidades, centros de investigación, e instituciones públicas y privadas de referencia de todos los ámbitos relacionados con los datos: derecho de las TIC, periodismo, tecnología y desarrollo, visualización, formatos, gobernanza, emprendizaje y gestión, y activismo de datos.

Ocultar la información

  Aje Arruti Aje Arruti, periodista por vocación y formación, después de desarrollar su carrera profesional en medios impresos como el diario Expansión o las revistas MacUser y Quo, se ha dedicado a la educación universitaria, a la enseñanza de técnicas de organización, productividad personal y creatividad, y a la comunicación. Experta en contenidos para plataformas móviles. Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad de Navarra y Diploma de Estudios Avanzados por las universidades Pontificia de Salamanca y de Navarra.
  Aitor Almeida Aitor Almeidaes Doctor en Ingeniería y trabaja como investigador en el grupo de investigación MoreLab de DeustoTech. Aitor ha participado en diversos proyectos europeos y estatales relacionados con las áreas de ambient intelligence (AmI), análisis de datos y web semántica. Sus intereses incluyen el análisis de las redes sociales, la minería de datos, la computación ubicua (pervasive computing), los objetos inteligentes y la web semántica. Sus proyectos y publicaciones se pueden consultar en su página personal.
Alberto Cairo Alberto Cairo es una estrella mundial de la visualización de datos. Es profesor de la Universidad de Miami y Director del Programa de Visualización de su Centro de Ciencia Computacional desde 2012. Alberto ha ganado premios como director de infografía de El Mundo (2000-2005) y ha ocupado el mismo cargo en la Editora Globo (Brasil, 2010-2011). Ha publicado ‘El arte funcional’ (2012), una completa guía sobre gráficos informativos y su aplicación en el periodismo. En 2013, Alberto creó el primer curso masivo y abierto de periodismo, ofrecido por el Knight Center de la Universidad de Texas, que atrajo a 14.000 estudiantes de 100 países.
  Alberto Ortiz de Zarate
Alberto Ortiz de Zarate
es experto en apertura de datos públicos y en las políticas de gobierno abierto. Veterano de la atención ciudadana multicanal. Se autodenomina especialista en CAMBIO, con mayúsculas. Especialista en el CAMBIO, con mayúsculas. Fundador de alorza.net, plataforma desde la que ejerce de profesional in(ter)dependiente. Veterano de la atención ciudadana multicanal. Escritor, docente y conferenciante. Ha sido cargo público, funcionario y consultor; ahora pone su experiencia al servicio de proyectos que mejoren la vida de las personas.
  Aritz Bilbao
Aritz Bilbao Jayo
es investigador en el grupo DeustoTech-Internet y con experiencia en la visualización y realización de aplicaciones con datos abiertos. Ha sido finalista en la primera edición de los premios Cloud Blibao con su proyecto fin de grado con una aplicación denominada XploreBilbao para la visualización de eventos en la ciudad y actualmente trabaja en proyectos relacionados con redes sociales para promocionar y mejorar la actividad de las personas.
  Asier Murciego Asier Murciego es jefe de IT de Orkestra, Instituto Vasco de Competitividad. Ingeniero Superior en Telecomunicaciones por la Escuela Superior de Ingenieros de Bilbao, ha trabajado como Director Técnico de Captiva Soluciones y Seguridad, y es experto en análisis de redes.
  Guillermo Dorronsoro
Guillermo Dorronsoro
es el vicepresidente ejecutivo de la alianza tecnológica IK4 (Alianza Centros Tecnológicos País Vasco) y Decano de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Deusto. Es un experto en innovación y cambio a través de las personas. Guillermo es Doctor Ingeniero Industrial por la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales y de Telecomunicaciones (ETSIIT) de Bilbao, Máster en Ordenación de Territorio y Urbanismo por la Universidad Politécnica de Valencia y Alumno Miembro de la Fundación Altuna para Estudios Avanzados de Innovación.
Jorge Campanillas Jorge Campanillas es abogado especialista en derecho de las tecnologías de la información y las comunicaciones. Jorge es miembro fundador de Iurismatica, un bufete de abogados especializado en derecho de las nuevas tecnologías, miembro de ENATIC (Asociación de Expertos Nacionales de la Abogacía TIC), y experto en telecomunicaciones, propiedad intelectual, propiedad industrial, protección y reutilización de datos. Iurismática trabaja para resolver los retos que plantea la tecnología e internet sin olvidar la vertiente social.
  Angel Achon
José Angel Achón Insausti
es Doctor en Historia por la Universidad de Deusto y se ha especializado en historia de las ideas, del pensamiento y de los movimientos sociales y políticos, y en el discurso político e identidad colectiva en la formación de la modernidad. Josean es un experto en el análisis de transformaciones sociales, y aporta al programa su visión sobre cómo la tecnología y los datos están transformando la sociedad.
  JJ Gibaja
Juan José Gibaja
es Doctor en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universidad de Deusto, Máster Universitario en Matemáticas Avanzadas por la Universidad Nacional de Educación a Distancia, y Máster en Aprendizaje Estadístico y Data Mining por la Universidad Nacional de Educación a Distancia. Juan José es experto en técnicas de estadística multivariante y en métodos avanzados de estadística aplicada, y además de impartir clases de grado y postgrado, es profesor del programa de doctorado Desarrollo Económico y Competitividad.
  Juan Luis Sánchez Juan Luis Sánchez es periodista especializado en contenidos digitales y nuevos medios. Es subdirector y cofundador de eldiario.es. Impulsor de publicaciones como Desalambre, especializada en derechos humanos y cofundador del medio digital Periodismo Humano (y su editor hasta enero de 2012). Su cobertura de la eclosión del “movimiento 15M” en España fue publicada y referenciada en medios como El País, Cadena SER, La Sexta, 20minutos, Público, lainformacion.com, Foreign Policy, The New York Times o The Washington Post. Es un habitual de Al Rojo Vivo. Es también coautor de Remapping Europe, Actúa y Paradigmátic@s.
  Juan Sixto Cesteros
Juan Sixto Cesteros
es Ingeniero en Informática por la Universidad de Deusto. Cursó el máster de Desarrollo e Integración de Soluciones Software y se encuentra realizando el doctorado en el área del Procesamiento del lenguaje natural, minería de datos y análisis de sentimientos aplicada a las redes sociales. Actualmente trabaja en proyectos centrados en modelos de comportamiento social y estudio de las dinámicas complejas y su relación con los eventos sociales. Juan forma parte del equipo de investigación de DeustoTech.
  Mar Cabra
Mar Cabra
es quizás la periodista de investigación más conocida de España. Directora de la Fundación Ciudadana Civio, que utiliza datos para apoyar una mayor transparencia y mejor gobernanza con aplicaciones como tuderechoasaber.es y dondevanmisimpuestos.es Ha sido reportera en CNN+, laSexta Noticias y El Nuevo Herald, y su trabajo se ha publicado en medios como The International Herald Tribune, Le Monde, PBS o El País. Su pasión por el periodismo de datos y la transparencia le han llevado a admitir que el BOE es su lectura preferida y el Excel su más querido animal de compañía.
Mikel Madina Mikel Madina es licenciado en Filología Vasca por la Universidad de Deusto. Profesor en la Facultad de Humanidades de la Universidad de Deusto desde 1997 hasta 2008, encargado de varias asignaturas relacionadas con las tecnologías de la información y su uso comunicativo. Desde el curso 2008 imparte un módulo transversal sobre comunicación web en el Máster EiTB-Deusto en gestión de la comunicación audiovisual, empresarial e institucional. También ha sido arquitecto de información en Arista Interactiva.
  Miren Gutierrez
Miren Gutiérrez
es la Directora del Programa. Corresponsal de la agencia EFE para el Sudeste Asiático, Corea y el Pacifico (Hong Kong, 1990-1996); editora y periodista de investigación financiera en Panamá (1996-2001); colaboradora de El País, Transparencia Internacional y The Media Loan Fund (Nueva York, 2001-2002); Editor-in-Chief de la agencia de noticias internacional Inter Press Service (Roma, 2003-2009), se pasó al activismo para trabajar con MarViva (Mallorca, 2010), como Directora Ejecutiva de Greenpeace España (Madrid, 2011), y para Index on Censorship y el Overseas Development Institute (Londres, 2012-2014). Cubrió el ataque a las Torres Gemelas para El País y a las ha escrito para El Mundo, The Wall Street Journal y The Nation, entre otros.
Nagore de los Ríos Nagore de los Ríos experta en transparencia, el derecho a saber, gobierno abierto y apertura de datos. Nagore fue directora de gobierno abierto del Gobierno Vasco – Irekia—, que diseñó, lanzó y gestionó sobre la base de tres principios: la transparencia, la participación y la colaboración. Desde entonces, Nagore se ha convertido en una experta mundialmente reconocida y ha ayudado a otras administraciones a implementar estos principios y a reusar el código desarrollado para Irekia.
Oscar Peña Oscar Peña del Rio es Ingeniero en Informática por la Universidad de Deusto. Cursó el Máster de Desarrollo e Integración de Soluciones Software y se encuentra realizando el doctorado en el área de la visualización automática de datos anotados semánticamente. Participa activamente en hackathones locales de Open Data tratando de mejorar el entendimiento de los datos por parte de los usuarios mediante las representaciones visuales.
  Unai Aguilera
Unai Aguilera
es Doctor en Ciencia de la Computación e investigador en el grupo MoreLab de DeustoTech. Participa en diferentes proyectos tanto nacionales como europeos relacionados con la provisión de servicios basados en datos abiertos proporcionados por la administración pública. También trabaja en aspectos relacionados con la visualización de datos enlazados, los entornos inteligentes y las redes móviles ad hoc. Su historial de publicaciones y proyectos puede consultarse en su página personal.

FEATURE: Adapting to flood and fire in Quito, Ecuador

Quito faces great challenges in adapting to climate change. How is the highest capital city in the world faring? After about five years of implementation, the Quito Strategy for Climate Change is starting to pay some dividends, reports Miren Gutierrez of CDKN.

Cities everywhere are facing new weather patterns, making adaptation strategies at city-level ever more important. Adaption challenges in Quito are demanding: With a population of 2.24 million (expected to double by 2025) and located at 2,800 meters above sea-level, Quito’s streets are steep and disrupted by ravines. Regular floods, earthquakes and landslides produce widespread damage, mainly in informal settlements on hillsides.

Quito’s adaptive challenges include the integration of standardised criteria in development planning as well, says Nixon Narvaez, from the Secretariat of Environment. For example, Quito needs to implement consistent adaptation measures in potato farming, he adds in an email interview. Potato is a staple food in Ecuador, and ranks the first among tubers in people’s preferences in Quito, according to a report published by INIAP-CIP.

At a different level, “a bigger challenge is to share agendas with different actors: local governments, communities, city bureaux (such as CONQUITO –in charge of local development— or Quitoturismo), companies providing services (water, public works, mobility, transport), trade unions, and civil society, including activists, NGOs and academia, to generate more openness in the implementation of adaptation and mitigation measures, and to reinforce governance.

Experts agree that commitment to these strategies at all levels, from local to national and international, is key.

“When climate adaptation is advanced with a focus on learning, awareness, and capacity building, the process will likely lead to more sustained, legitimate, and comprehensive adaptation plans and policies that enhance the resilience of the most affected urban areas and residents,” says a paper about the variation in adaptation approaches in Quito and two other cities in India and South Africa, issued by the academic publishing house Elsevier.

The paper notes that “no national laws or policies, international frameworks, or national funding schemes initially existed to guide and support Quito’s efforts to prepare for the impacts of climate change”, until pressing concerns in the mid-1990s moved the City Council and the Metropolitan Sewage and Drinking Water Authority “to start making provisions to secure the city’s water supply”.

Its authors also say that an inter-institutional process to come up with a Quito Climate Strategy in 2007 revealed that it ‘would not be a straightforward task,’ that current climate adaptation measures were considered to be ‘patching’ specific problems, and that a long term vision was lacking.

Then the idea of ‘risk’ was incorporated in the process. And the Quito Strategy for Climate Change (EQCC) was approved in October 2009. It has since become an official environmental policy. By mid-2010, discussions about CDKN support were well underway. Following a joint analysis, CDKN and the Secretariat of Environment agreed on three areas for initial collaboration: an Action Plan, a vulnerability study and implementing the Action Plan.

CDKN provided technical assistance on methodology and workshops to prepare a five-year Action Plan, which contained a portfolio of about 50 projects, of which 21 ideas were granted priority. This required a vulnerability study to consolidate information that was scattered. A ‘Climate and Vulnerability’ workshop held in May 2011 provided a basis for discussions among academic, scientific, technical and political sectors to define guidelines to guide the work of an interdisciplinary team for a 9-month vulnerability study. The International Centre for Research on the El Niño Phenomenon (CIIFEN) prepared the terms in July 2011.

CDKN Alliance partners Fundación Futuro Latinoamericano began this work in June 2011. Recently, Quito hosted the National Summit of Local Authorities at which 80 other participating cities signed the Quito Climate Pact, a commitment to reduce greenhouse gas (GHG) emissions at the local level.

CDKN is currently helping Quito with the calculation of its water and carbon footprint, the vulnerability of the municipality’s (DMQ’s)  health sector: vector borne diseases, and a pilot adaptation measure. Other organisations that support the implementation of adaptation measures in Quito include the Inter-American Development Bank (AIDB), the Development Bank of Latin America (CAF), and the Global Environment Facility (GEF).

There is room for improvement, though. “In spite of the big efforts to development integration mechanisms around adaptation, we haven’t been able to achieve optimum coordination at local or municipal level, because of the scale, scope, and environmental, economic, social, cultural and institutional diversity involved,” says Narvaez. He points out that some mitigation initiatives were easier to implement, including, for example, the “strengthening of public transport or the increase of energy efficiency with LED street lights.”

But some of these efforts are already paying dividends. According to Narvaez, the Secretariat, the City Council and the public companies providing municipal services have started forming a common agenda. “The Secretariat of Environment has generated a set of sustainability indicators that allowed us to evaluate sectors such as waste management, water provision, mobility, sanitation, energy, and air quality and pollution. EQCC’s performance has been assessed as ‘medium’ with a potential to improve in rural areas and to stabilise in urban areas.”

“Among the steps toward progress we include improvements in the management of wild fires (another important hazard) and floods, in which more than 20 institutions participate,” adds Narvaez. “The Secretariat of Environment has generated information and knowledge for decisions related to both prevention and response too, resulting in more efficiency in reducing vulnerability.”
Image: Quito panorama, courtesty Quito tourism office (flickr.com)

Jornada ‘Comunicación y datos: El futuro ya está aquí’

Las administraciones públicas y las grandes corporaciones tienen la capacidad de recabar y acopiar, así como también de divulgar, big data. Utilizando esta información, incluso generando sus propios datos, individuos y organizaciones han producido miles de aplicaciones, están mejorando la vida de la ciudadanía y generando mayor transparencia y participación en todo el mundo. Sin embargo, todavía no es muy común encontrar ejemplos de uso de datos en nuestro entorno.

Un grupo de periodistas, programadores, desarrolladores, visualizadores, y profesionales y estudiantes se reunió esta semana durante la Jornada ‘Comunicación y datos: El futuro ya está aquí’ para discutir sobre los retos que hoy por hoy existen para, entre otras cosas, hacer periodismo de datos, o simplemente para aprovechar el fenómeno de los big data. Asimismo, discutieron interesantes aplicaciones que ya existen y que podrían servir de ejemplo.

Durante la discusión, quedó claro que el primer obstáculo con el que nos encontramos para explotar datos es el nivel de apertura de las administraciones. Una periodista se quejó de la poca receptividad que hay en la administración pública cuando se solicitan datos, especialmente si son datos delicados. El experto en apertura de datos Alberto Ortiz de Zarate habló de las posibilidades reales que las administraciones ofrecen y de la política de reutilización de la información pública.

Guillermo Gutiérrez, de Bunt Planet, y David González, de ss.ketari.com, hablaron de su experiencia trabajando con datos en el sector privado, el primero, y en la visualización de datos, el segundo.

Aprovecharemos la ocasión para presentar el programa universitario Experto en Análisis, Investigación y Comunicación de Datos, impartido por profesores y profesoras de la talla de Alberto CairoMar Cabra, Alberto Ortiz de Zarate, Nagore de los Ríos y Juan Luis Sánchez. Pretendemos crear un espacio de encuentro y debate donde periodistas, programadores, desarrolladores, visualizadores y todos aquellos profesionales interesados en esta nueva disciplina de los sectores público y privado y de las ONG puedan generar sinergias y obtener así mejores resultados en su trabajo.

Ganadores y perdedores de los fondos para el clima

Ganadores y perdedores de los fondos para el clima

Por Miren Gutiérrez / Lima (Perú).-  México y Marruecos son los grandes ganadores de los fondos para el clima. Sin embargo, muchos países en desarrollo quedan atrás en la financiación internacional de los nueve fondos climáticos destinados a apoyar proyectos para ayudarles a adaptarse al cambio climático y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

En la foto Miren Gutiérrez, Directora de Comunicación del Programa para el Clima y el Medioambiente de ODI.; Smita Nakhooda, autora principal del informe y experta en fondos para el clima de ODI, y Tom Mitchell, director del Programa para el Clima y el Medioambiente de ODI.
Crédito: Alfonso Daniels

Un nuevo índice mundial publicado por el Overseas Development Institute (ODI) –el mayor think tank en temas de desarrollo del Reino Unido — revela también que la mitad de los $ 7.340 millones aprobados hasta la fecha se concentra en sólo diez países.

A pesar de ello, estos nueve fondos multilaterales –creados a través del mecanismo de Naciones Unidas para canalizar recursos hacia los países en desarrollo— son considerados por ODI ‘fundamentales’ en la lucha contra el cambio climático.

El informe –que revisa diez años de historia de los fondos— revela que Reino Unido y Estados Unidos son los mayores donantes, mientras que los principales receptores son Marruecos, México y Brasil, países donde las emisiones están creciendo rápidamente. Según el informe, los Fondos para el Clima están ayudando a desarrollar el sector de la energía solar en Marruecos, a ampliar la escala de la utilización de la energía eólica en México, y a reducir la deforestación en Brasil.

‘La cuestión es si estamos optimizando el poco dinero disponible. Nuestro informe dice que hay muchos ejemplos de buenas prácticas, pero los fondos tienen que ser mas innovativos, deben tener formas más estandarizadas para medir sus impactos y deben incorporar también las dinámicas de la política local’, dijo Smita Nakhooda, autora principal del informe, en un encuentro con periodistas durante la Cumbre del Clima en Lima, Perú.

Entre las recomendaciones, Nakhooda mencionó que hace falta, entre otras cosas:

  1. Más valentía para financiar proyectos por los que no apuesta el sector privado debido a que se perciben como arriesgados. Esto implicaría, por ejemplo, entrar en países con un riesgo soberano alto u otorgar créditos en monedas locales, con más riesgo asociado.
  2. Un enfoque más innovador, más apoyo a la investigación y a la innovación tecnológica, y más capital semilla a las ‘buenas ideas’.
  3. Usar el tipo adecuado de financiación en cada caso a fin de incentivar la inversión al costo más bajo. Se necesita más financiación ‘inteligente’, que maximice los impactos.
  4. Más apoyo a las entidades locales y naciones, a la regulación adecuada y la capacidad institucional. Y generar incentivos adecuados en economías emergentes.

‘Una de las lecciones que hemos aprendido de países como México,  Marruecos o Brasil –dijo Nakhooda—es que el liderazgo adecuado y el hacer de la respuesta al cambio climático una prioridad nacional son factores esenciales en el acceso a estos fondos. Si hay un compromiso nacional, el dinero llega’.

Continúa…

Dirigentes europeos logran compromiso climático – Entrevista en RFI

Escuchar (03:54)

Por Silvia Celi

http://www.espanol.rfi.fr/ciencia/20141024-dirigentes-europeos-logran-compromiso-climatico

Los 28 mandatarios de la Unión Europea lograron este jueves superar sus profundas diferencias y llegar a un acuerdo para reducir las emisiones de gases con efecto de invernadero, aunque uno menos ambicioso y exigente que el deseado en cuestión de CO2 e interconexiones.

Entrevistada: Miren Gutiérrez, directora de Comunicación del Programa para Clima y Medio Ambiente del Overseas Development Institute de Londres.
tags : ClimaUnión Europea

Subsidios a los combustibles fósiles: Generosidad con las empresas a costa de lo demás

CAMBIO CLIMÁTICO

  • El informe El rescate de los combustibles fósiles: Los subsidios del G20 a la exploración de petróleo, gas y carbón indica que los costos de las renovables son cada vez más bajos
Subsidios a los combustibles fósiles: Generosidad con las empresas a costa de lo demás Archivo EFEverde

Miren Gutierrez*.- Especial para EFEverde.- Los gobiernos de los países del G-20 se gastan $88 mil millones al año en subsidiar la exploración de combustibles fósiles. Esto es una pesima política encomica y, además, podría tener consecuencias desastrosas para el clima.

Un nuevo informe del Overseas Development Institute (ODI) y Oil Change International documenta, por primera vez, la desmesurada escala de los subsidios a la exploración de combustibles fósiles en los países del G-20. Los datos señalan que dinero público en estos países se emplea para ‘rescatar’ a empresas intensas en carbono y apoyar inversiones no rentables, en vez de dedicarse a limitar el aumento de la temperatura global a no más de 2 °C. Ello ademas contraviene un compromiso de eliminar estos subsidios ´ineficientes´ contraído por estos países en 2009.

Una exploración de nuevas reservas de petróleo, gas y carbón cada vez más difícil  –con un aumento de los costes—, junto a la caída de los precios de los combustibles, solo tienen sentido económico para las empresas si estas son generosamente subvencionadas por fondos públicos. Sin embargo, para el resto de la sociedad resulta poco rentable. Esto es especialmente asi si se tiene en cuenta que la mayoría de las reservas existentes deben quedarse donde están si el mundo ha de evitar un cambio climático peligroso, según señalan los datos científicos.

Entretanto, el informe (titulado ´El rescate de los combustibles fósiles: Los subsidios del G20 a la exploración de petróleo, gas y carbón) indica que los costos de las renovables son cada vez más bajos y las inversiones en renovables, más rentables. Cada dólar publico invertido en subsidiar energías renovables atrae 2,5 dólares en otras inversiones, mientras que cada dólar canalizado hacia en combustibles fósiles solo genera 1,3 dólares.

Una de las autoras del informe, Shelagh Whitley –del ODI—asegura que, ´frente a la percepción de que las renovables son costosas, nuestra investigación prueba la búsqueda de combustibles fósiles está costando 88 mil millones de dólares a los países del G-20. Eliminar esos subsidios podría permitir a las renovables competir realmente con los combustibles fósiles´.

 Algunos de los hallazgos del informe incluyen:

  • Las 20 mayores compañías privadas de gas y petróleo invirtieron globalmente solo 37 mil millones de dólares en exploración de combustibles en 2013, menos de la mitad de lo que están gastando los gobiernos del G-20 en subvencionar esa misma actividad al año. Esto sugiere que la exploración petrolífera depende grandemente de las subvenciones.
  • Estados Unidos puso unos 5,1 mil millones de dólares anualmente en subsidios nacionales para la exploración petrolífera en 2013, casi el doble que en 2009.
  • Rusia proporciona 3,4 mil millones de dólares al año en forma de subsidios nacionales a la exploración de combustibles fósiles, incluyendo el campo de exploración Prirazlomnoe en el Ártico, que ha sido catalogado como de dudoso valor comercial.
  • Gran Bretaña ha introducido subsidios a la exploración valorados en 1,2 mil millones de dólares al año. Estos incluyen generosas exenciones fiscales a las exploraciones en el Mar del Norte a Total (HQ Francia), por valor de 838 millones de dólares; a Statoil (Noruega), por valor de 407 millones; a Centrica (GB), por valor de 229 millones; y a Chevron (EEUU), por valor de 72 millones, entre 2009 y 2014.

Para colmo, otros 521 millones de dólares son también canalizados desde los países del G-20 hacia la exploración de combustibles fosiles a través de bancos de desarrollo multilaterales, dos tercios de los cuales son responsabilidad del Banco Mundial.

En definitiva, este tipo de subsidios debe terminar definitivamente, porque no solo van en contra de las políticas del Banco Mundial, sino que no tienen ninguna razón económica.

 

*Miren Gutiérrez es Directora de Comunicación del Programa para el Clima y el Medioambiente del Overseas Development Institute en Londres, Gran Bretaña.

El latido de la ciudad – Conferencia en el Ernest Lluch K.E.

+ Cultura
Pensar la Ciudad
Miren Gutiérrez

Ver ubicación

13 Nov 2014
/ 19:30
Libre hasta completar aforo
En castellano
60 minutos

Vivimos en ciudades donde muchos de los objetos, edificaciones,sistemas de distribución de servicios e incluso piezas del mobiliario urbano son recpetores y recopiladores de datos y están conectadas a redes. No hay más que mirar en tu bolsillo: somos nosotros mismos portadores de estos dispositivos emisores y receptores de señales.

Más información: Pensar la Ciudad

Salón de actos (entrada junto a la puerta 8 de acceso al estadio de Anoeta).

Buenas noticias, con ‘peros’

Europa acuerda un recorte del 40% en las emisiones de CO2 (dióxido de carbono) respecto a los niveles de 1990 para 2030, y una cuota de renovables del 27% y un objetivo del 27% de eficiencia energética, así un impulso de las interconexiones.

Es una buena noticia y ya era hora. Esperemos que tenga un efecto domino en otros países, especialmente en China, que es actualmente el mayor emisor de CO2 en términos absolutos, y en Estados Unidos, el mayor emisor si se mide per cápita. La maquinaria diplomática europea debe ponerse en marcha rápidamente en vísperas de la cumbre de Lima, del 1 al 12 de diciembre del 2014, y de la cumbre clave el año próximo en Paris, donde se acordara el sucesor del Protocolo de Kioto.

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (conocido por sus siglas en inglés, IPCC) lleva diciendo mucho tiempo que hemos agotado el tiempo. Pero también que el implacable incremento de las emisiones  se puede frenar usando una variedad de cambios de comportamiento y medidas tecnológicas. Pasar de ahí tendría consecuencias terribles. Según el último informe del IPCC, si se quiere limitar el aumento de temperatura global a 2 grados centígrados para final de siglo, habría que reducir las emisiones globales de gases de efecto invernadero entre un 40% y un 70% para 2100 con respecto a las emisiones del año 2010.

Pero este no será un objetivo sencillo. Los Estados mantienen la soberanía sobre la política energética, con muchos intereses en juego alrededor del sector de los combustibles fósiles. Y esta decisión tiene aspectos que no quedan claros o se dejan a la implementación voluntaria, como por ejemplo el objetivo de eficiencia. De hecho, algunas empresas dedicadas a la eficiencia energética ya están diciendo que este objetivo nada tiene de ambicioso. Además existe una cláusula que podría abrir el acuerdo a una revisión y a fijar nuevos objetivos (supongo, menos ambiciosos) si es que la decisión europea no se ve secundada e igualada en Paris por otros países.

Este asunto es crucial. Informes que hemos publicado en el Overseas Development Institute demuestran que, si no se combate el cambio climático, el mundo puede despedirse de terminar con la pobreza, porque será un impedimento para millones de personas, especialmente en África, salgan de la pobreza y muchas volverán a ella a consecuencia del cambio climático.

Existe un amplio consenso en la comunidad científica sobre lo que hay que hacer. El acuerdo europeo está al borde de lo mínimo necesario indicado por el IPCC –recortar las emisiones entre el 40% y el 70% para 2100. Es un buen comienzo, pero queda mucho por delante.

Ecologismo y ‘la izquierda’, un nuevo artículo

Ecologismo y ‘la izquierda’, un nuevo artículo en Grand Place, nueva revista de pensamiento y cultura publicada por la Fundación Mario Onaindia. Aquí un nota de El País sobre el lanzamiento de la revista.

Asi comienza:

Ecologismo y ‘la izquierda’

Por Miren Gutiérrez

A pesar de las horas bajas que está pasando el ecologismo a causa de la crisis por percibirse como un lujo que no nos podemos permitir, en verdad se trata de una corriente tan aceptada en el discurso político que ha entrado incluso en las escuelas de pensamiento más rancias. Políticos de todos los colores han aceptado, al menos de boquilla, que la sociedad y sus estructuras no existen al margen de la naturaleza, sino como partes de ella. La cacería de elefantes en Botsuana no es ya un pasatiempo bien visto y expresiones como ´especies´, ´biodiversidad´ y ´cambio climático´ trufan la oratoria de los dirigentes más retrógrados.

Esta aparente integración de los movimientos, ideas y asuntos medioambientales en el discurso político hizo que algunos –como en el teórico holandés de la Universidad de Randboud Marcel Wissenbug—  se preguntaran si acaso haya dejado de existir una razón de ser para el ambientalismo como una corriente separada de otras hoy en día. En su libro Liberal Democracy and Environmentalism. Wissenbug examinaba si la normativa de la democracia liberal había absorbido las ideas fundamentales del ecologismo y si sus instituciones las habían incorporado. Y si así fuera, para qué insistir en algo que ya es, como se dice en inglés, parte del mainstream, de la ideología dominante.

Para mí, este es un debate teórico alejado de la realidad. Aunque haya pasado ya una década desde la publicación de este libro, ni la política ha absorbido el ecologismo de verdad ni mucho menos se han integrado sus ideas en las instituciones y sus normas, a excepción de algunos casos locales, aislados y ligados a las comunidades. En ningún país.